Conoce mi blog

.- ¿No conoces este blog? Existen muchas cositas que te pueden interesar, para conocerlo y saber como se navega pincha "AQUI" y lee el artículo que lo explica

.-Para ir a la página inicial, pincha "AQUI"


........Y debajo de la última entrada, salvo que se hayan terminado, existen entradas mas antigüas

lunes, 27 de enero de 2014

Descoordinación o ineficacia en el Puerta del mar.de Cádiz

Para poner en corriente esta denuncia pública diré que mi padre, con mas de 70 años sobre sus espaldas tuvo que ser hospitalizado debido a un Ictus, lamentablemente no era el primero, aunque si el que mas secuela le ha dejado. Tras pasar por el Puerta del mar durante un par de semanas ingresado, lo derivaron a San Rafael, debo de decir que el grupo de profesionales de ambos hospitales tuvieron un trato correcto y profesional con mi padre, aunque en este último sintiéramos que eran mas afectivos y humanos con él.
Tras darles el alta acuden a casa de mi padre un grupo de rehabilitadores durante unos días, que consiguen que mi padre avance en fuerza y movimientos generales algo que creíamos imposible, pues lo notábamos muy mermado. Pero otro gran problema es el habla, él se nos comunicas por señas y para él sicológicamente es algo que le deprime y se le nota tristeza pues está en sus cincos sentidos, pero no puede hablar y por eso se solicitó que lo tratara un logopeda.
De buenas a primeras mi madre recibe una llamada del Puerta del mar, comunicando que el día 22 de enero tenía que ir mi padre a las 14.30 a la consulta en rehabilitación del mencionado hospital. De seguida mi hermana fue allí y comunicó que él no está en capacidad de bajar escalones por lo que desde allí mismo le dicen que irá a recogerlo una ambulancia para su traslado.
El caso es que teniendo la cita a las 14.30 media hora antes no había llegado la ambulancia y se llama, y dicen que si, que ya deben de estar al llegar, que la ambulancia tiene recogido en los partes ese traslado y también para el día siguiente.
A las 15.00 hrs. Se vuelve a llamar y por lo visto la oficina estaba cerrada y saltaba a las llamadas a  un fax, y todo esto con un señor con un ictus, al que cualquier movimiento para él es un trabajo sentado a la espera de que llegara el servicio de ambulancias que se supone estaba programado. El fin de esto fue que mi propio padre en su forma de comunicación pidió acostarse, sobre las cinco de la tarde.
No se si los culpables de esta descoordinación es del Puerta del Mar, del Sas, del servicio de ambulancias, de quien fuera. Lo que si se que bastante penurias pasan los enfermos, sobre todo cuando necesitan una atención sanitaria  específica e importante, para que tomen a los ciudadanos como números de una tarjeta sanitaria, y no como lo que verdaderamente son, personas que tienen o “tenían” unos derechos a la atención médica, o simplemente quieren que vayan al especialista de turno privado por unos intereses ocultos que es lo que la sociedad está interpretando por tales anomalías.
(publicado en  cartas al director en el Diario de Cadiz de fecha 27.01.14 en su edición impresa)
Salud y libertad
Publicar un comentario